Visiones

“¿Véis?, miradla, ¡Allí está, allí está!“– exclamaba el místico – y nuestros ojos se cansaban de tanto mirar sin ver nada de su visión.

“Y en esta probeta hay diez destilaciones de luna y nueve de sol” – decía el físico – más nosotros nada entendimos de sus palabras.

Exclamó el estratega: “¿Ni siquiera conjeturáis que atacando por este flanco con la caballería, el enemigo deberá retirarse?”

Y nosotros hablamos de la brisa en primavera, del capullo en cierne, del beso silencioso de la noche, y ellos, no nos entendieron.

Ramatis Zand

Los comentarios están cerrados.