Miremos a nuestro rededor

19 de julio de 2010

Miremos a nuestro alrededor, veamos la impudicia desatada, veamos cómo el ser humano ha perdido la dignidad, cómo ha perdido la facultad de amar, la facultad de servir, pues, todos, ensoberbecidos sus corazones, se sienten como los amos del planeta, y de sus hermanos, el hombre, olvidando que Lee el resto de esta entrada »


Lograr dicha impensada

17 de enero de 2010

Al entrar en este último tramo donde todas las religiones y las personas que siguen a Dios están ciertas de un fin inminente, esas personas que afanosas buscan refugio en las cosas espirituales, hacen que nuestro Señor, nuestro Amado, vea con ojos tiernos a aquellos seres que buscan la salvación a través Lee el resto de esta entrada »


Renovemos nuestros convenios

23 de febrero de 2009

Con gozo en el corazón, los hombres que adoran a Dios, se reúnen para alabarlo y bendecir su nombre, esperando con fe y esperanza, todas las bondades que de Él emanan a los seres justos que observan las leyes que se dieran en el tiempo de Moisés. Estos mandamientos que se van perdido en el olvido, son la base principal para la salvación del hombre justo. Pocos recuerdan estos principios que son la base principal para un buen vivir, Lee el resto de esta entrada »


La espera

23 de febrero de 2009

Acaecido el tiempo de la espera final, los hijos de Dios elevan sus pensamientos y su alma para el reencuentro con su Dios, aquel Dios que prometiera vida eterna si el hombre cumplía con sus mandatos en el tiempo del fin. Este hombre, que firme en sus pensamientos y convicciones, sigue a Dios Lee el resto de esta entrada »


Almas puras y sencillas

6 de enero de 2009

Al acaecer el tiempo en que la espera es tediosa e insoportable para el justo, Satanás, nuestro enemigo, hace estragos, pervirtiendo a la humanidad. Él, en su codiciosa búsqueda, logra que el Hombre caiga denigrado en lo más profundo de los abismos infernales, donde ya no hay nada que hacer ni a que conciencia recurrir para poder salvar a esas almas que, perdidas, hacen un gran carnaval de lujuria y escarnio en todo su Lee el resto de esta entrada »